Razón del nombre del blog

Razón del nombre del blog
El por qué del título de este blog . Según Gregorio Magno, San Benito se encontraba cada año con su hermana Escolástica. Al caer la noche, volvía a su monasterio. Esta vez, su hermana insistió en que se quedara con ella,y él se negó. Ella oró con lágrimas, y Dios la escuchó. Se desató un aguacero tan violento que nadie pudo salir afuera. A regañadientes, Benito se quedó. Asi la mujer fue más poderosa que el varón, ya que, "Dios es amor" (1Juan 4,16),y pudo más porque amó más” (Lucas 7,47).San Benito y Santa Escolástica cenando en el momento que se da el milagro que narra el Papa Gregorio Magno. Fresco en el Monasterio "Santo Speco" en Subiaco" (Italia)

martes, 14 de diciembre de 2010

El stress se cura con el AMOR, aunque poquísimos médicos sepan la receta.

Debo dar gracias al Dr. José Enrique González, médico psiquiatra del Centro Médico "Dr. RafaelGuerra Méndez" de Valencia, Venezuela, por su consciencia para aceptar que un niño puede sufrir "stress" y vivir un estado de ansiedad, preocupación y heridas profundas sostenidas, causadas por el entorno y las condiciones de vida que le han tocado experimentar desde su concepción, realidad que ahondada con los años produjo, en mi caso, los daños en mi "alma" que hoy presento manifestados en mis piernas y acontecimientos varios en el lado izquierdo del cuerpo...Hace años el médico de mi familia Dr. Otto Lima Gómez, internista, me dijo "si hubieras sido tratada a los 14 años por un psiquiatra, no estuvieras pasando los malos ratos que te acontecen: colon irritable, gastritis, ansiedad, etc." pero en aquellos tiempos ir al psiquiatra era signo de estar loco y al niño se le veía como nada susceptible, impermeable a recibir y quedar signado por el mal e inadecuado manejo de sus circunstancias vivenciales causantes del hoy de moda "stress". Los niños, inmensamente susceptibles, dependientes de las decisiones de los padres o de quienes los crían, no tienen acceso a vías de escape o exigencia de sanación, a no ser por la aprobación y apoyo de los mismo padres ( en mis caso no hubo "padres" sino 3 tías solteras, hermanas de mi difunta madre, y 6 tíos sustitutos de mi padre alemán que partió a mis 6 años y no volvió más culpabilizándome como toda mi familia venezolana, de la muerte de mi madre sucedida al yo nacer y tener ellos apenas 11 meses de casados, aunque en la Embajada alemana presentaron total incredulidad ante esa acción de su compatriota, pues esas actitudes "son de venezolanos, connotados padres irresponsables"...)
El Dr. González inicia su "consulta" entre otras cosas con el estudio de la acción sobre mi psiquis de la cultura, información y educación de mi familia materna, conservadoramente tachirense, y por tanto machista, silente y castrante, llena de prejuicios, las desventajas que como niña pequeñita estructuré por la imposibilidad de tomar decisiones propias y el precario acercamiento al mundo donde no hubiera culpabilidad por el matricidio cometido. Respeto y creo en el Dr.González porque no espera fortaleza heroica de mi, ni apariencias, sino que humanamente se acerca a la preocupación y depresión que desde esas tiernas edades se instalaron en mi, sin crítica ni juicio, ante hechos tan trascendentales que actuaron sobre mi almita y que por mi edad era incapaz de analizar adultamente, para canalizar esa energía fundamental y sanarla, asi se irá dejando de manifestar en mi físico de manera tan dolorosa. A la vez hago fisioterapia donde la licenciada Gabriela Cardona con sus asistentes Palmy González y Carmen Moncada y asisto a clases de péndulo con Milagros Espinosa, leo y consulto astrología y demás terapias alternativas que son muy eficaces para acceder y tratar las enfermedades del alma, que cada dia se van imponiendo y presentando dentro de una variabilidad impresionante. No debo olvidar reconocer el apoyo de los monjes benedictinos, que de alguna manera y a pesar de la Iglesia manejan en su formación el AMOR asociado al femenino, ya que Escolástica con su amor vence la rigidez legalista de su hermano Benito, al ella pedirle más tiempo para disfrutar de su compañía, y Dios acceder a dicha petición enviando un palo de agua de tal magnitud, que Benito tuvo que quedarse a su lado, conversando y compartiendo durante toda la noche hasta el amanecer. Ese hecho hizo que el Papa Gregorio Magno, autor de los "Diálogos" en cuyo libro segundo aparece esta escena en el capítulo 33 con el título que tomé para este blog: "Pudo más quien más amó", escena que amo porque me hace ver que en los comienzos del cristianismo, la mujer era importante y el Amor su aliado, y no esa misoginia machista castrante que la ha castigado durante tantos siglos...No se si los benedictinos, hombres al fin, saben el tesoro que tienen en su libro primario...Yo lo se y me encanta.