Razón del nombre del blog

Razón del nombre del blog
El por qué del título de este blog . Según Gregorio Magno, San Benito se encontraba cada año con su hermana Escolástica. Al caer la noche, volvía a su monasterio. Esta vez, su hermana insistió en que se quedara con ella,y él se negó. Ella oró con lágrimas, y Dios la escuchó. Se desató un aguacero tan violento que nadie pudo salir afuera. A regañadientes, Benito se quedó. Asi la mujer fue más poderosa que el varón, ya que, "Dios es amor" (1Juan 4,16),y pudo más porque amó más” (Lucas 7,47).San Benito y Santa Escolástica cenando en el momento que se da el milagro que narra el Papa Gregorio Magno. Fresco en el Monasterio "Santo Speco" en Subiaco" (Italia)

domingo, 21 de febrero de 2016

¿Qué mensaje llevó el Papa Francisco al despreciado México de Donald Trump? (Parte II)

Papa clama por un México sin violencia

El Pontífice criticó el tráfico de humanos y la amenaza del crimen organizado

imageRotate
Fieles reciben la comunión de manos de una monja durante la misa campal del papa Francisco en Ecatepec AP
| 1 | 2 | 3 | 4 |
EL UNIVERSAL
lunes 15 de febrero de 2016  12:00 AM
Ecatepec, México.- El papa Francisco llamó este domingo a "abrir los ojos" frente a la injusticia de una sociedad "de pocos y para pocos", en una misa ante más de 300.000 personas en un suburbio pobre en la periferia de Ciudad de México. 

En el primer domingo de Cuaresma, Francisco celebró misa al aire libre en un gran predio del Centro de Estudios de Ecatepec, segundo distrito más poblado de México con 1,7 millones de habitantes, explicó DPA. 

Bajo un fuerte sol, que obligó a la gente a taparse la cabeza con lo que tuviera a mano, el Papa llamó a recuperar la alegría y la esperanza y a sacarse "las ropas del cansancio, de la apatía, de la desconfianza". 

"Cuaresma: Tiempo para ajustar los sentidos, abrir los ojos frente a tantas injusticias que atentan directamente contra el sueño y el proyecto de Dios", dijo el Pontífice, de 79 años, en la tercera jornada de su visita de seis días a México. 

Ecatepec está inmerso en la inseguridad cotidiana y ha sufrido numerosos asesinatos de mujeres. Sus habitantes sufren un calvario cotidiano de varias horas para trasladarse a trabajar a la capital. 

Una gran imagen de la Virgen de Guadalupe fue colocada en el escenario donde estaba el altar para la misa más multitudinaria de las que celebrará Francisco en México, circundado por cerros. El Papa utilizó la vestimenta litúrgica morada propia de la Cuaresma. 

Homilía contra la violencia

El Pontífice dijo en su homilía que el sueño de Dios "está continuamente amenazado por el padre de la mentira, por aquel que busca separarnos, generando una sociedad dividida y enfrentada". Lo que crea "una sociedad de pocos y para pocos", aseguró el Pontífice. 

"La Iglesia nos invita a reavivar el don que se nos ha obsequiado para no dejarlo dormido como algo del pasado o en algún 'cajón de los recuerdos'", dijo, e invitó a en este periodo "recuperar la alegría y la esperanza que hace sentirnos hijos amados del Padre". 

Propuso "desenmascarar" las tentaciones de la riqueza, la vanidad y el orgullo, y advirtió que la riqueza conseguida adueñándose de los bienes de todos o en base del sudor del otro "es el pan con sabor a dolor, amargura, a sufrimiento".

"En una familia o en una sociedad corrupta es el pan que se le da a comer a los propios hijos", señaló. 

También criticó "la búsqueda de prestigio con base en la descalificación continua y constante de los que no son como uno". "La búsqueda exacerbada de esos cinco minutos de fama que no perdona la fama de los demás, haciendo leña del árbol caído", lamentó el Papa. 

La tercera tentación que nombró fue "el orgullo", el "ponerse en un plano de superioridad del tipo que fuese, sintiendo que no se comparte la vida común de los mortales". 

El Papa también se refirió al sufrimiento de cuando "experimentamos en nuestra propia carne, o en la de nuestra familia, en la de nuestros amigos o vecinos, el dolor que nace de no sentir reconocida esa dignidad que todos llevamos dentro". 

Francisco recordó a los fieles que los católicos han "optado por Jesús y no por el demonio", aunque "no es fácil". 

"Nos lo tenemos que meter en la cabeza: con el demonio no se dialoga porque sólo la fuerza de la palabra de Dios le puede derrotar", agregó improvisando sobre el discurso escrito. 

"Sabemos lo que significa ser seducidos por el dinero, la fama y el poder. Por eso, la Iglesia nos regala este tiempo, nos invita a la conversión con una sola certeza". 

Y a la multitud que se concentró en Ecatepec les invitó a repetir tres veces: "Tú eres mi Dios y en ti confío".

Durante la oración del Ángelus en Ecatepec, el papa Francisco pidió construir un México donde no se tenga que emigrar para buscar una vida mejor o se muera a manos de los "traficantes de la muerte".

Una tierra "donde no haya necesidad de emigrar para soñar; donde no haya necesidad de ser explotado para trabajar; donde no haya necesidad de hacer de la desesperación y la pobreza de muchos el oportunismo de unos pocos", explicó. 

Agenda del lunes

El Papa comenzó su jornada saludando a miles de personas que se habían reunido en Ciudad de México frente a la Nunciatura Apostólica desde primeras horas de la mañana. 

Después se trasladó en papamóvil hasta el militar Campo de Marte, desde donde salió en helicóptero a Ecatepec, a 20 kilómetros de distancia. Después de la misa y el Ángelus hizo el recorrido a la inversa, siempre aclamado por los fieles.

Anoche visitó un hospital para niños con cáncer en Ciudad de México. Hoy viajará a San Cristóbal de las Casas y Tuxtla Gutiérrez, en Chiapas, para reunirse con indígenas. 

El Papa pide a gobernantes católicos que no autoricen penas de muerte

Durante un mensaje del Ángelus, el papa Francisco pidió a los gobernantes católicos que no autoricen la ejecución de la pena de muerte durante este Año Santo de la Misericordia, al mismo tiempo que reiteró el apoyo del Vaticano al fin de la pena capital en el mundo.

imageRotate
El papa Francisco (Efe)
DPA
domingo 21 de febrero de 2016  08:55 AM
Roma.- El papa Francisco pidió hoy a los gobernantes católicos que no autoricen la ejecución de la pena de muerte durante este Año Santo de la Misericordia, al mismo tiempo que reiteró el apoyo del Vaticano al fin de la pena capital en el mundo.

"Incluso los criminales conservanr el derecho inviolable de la vida, un regalo de Dios. Apelo a las conciencias de los gobernantes para que lleguemos a un consenso global sobre la abolición de la pena de muerte", dijo Francisco durante su mensaje del Ángelus, informó DPA.

"Y propongo a aquellos (gobernantes) que son católicos que lleven a cabo un acto valiente y ejemplar: no ejecuten a nadie durante este Año Santo de la Misericordia", agregó.

Entre el 8 de diciembre de 2015 y el 20 de noviembre de 2016 se celebra el Jubileo Extraordinario de la Misericordia, durante el que los católicos tienen una ocasión especial para peregrinar y solicitar el perdón de sus pecados.

Además, los asistentes al rezo del Ángelus en la plaza de San Pedro recibieron hoy un regalo para la Cuaresma. "He decidido darles (...) una medicina espiritual", dijo Francisco al anunciar que los voluntarios repartirían cajas con un rosario y una imagen de Jesucristo.

Se trata del llamado "pack Misericordina", inventado por Francisco y que combina las palabras "misericordia" y "aspirina". "Ya hemos hecho esto antes, pero este es de mejor calidad, este es 'Misericordina Plus'", bromeó el papa argentino.