Razón del nombre del blog

Razón del nombre del blog
El por qué del título de este blog . Según Gregorio Magno, San Benito se encontraba cada año con su hermana Escolástica. Al caer la noche, volvía a su monasterio. Esta vez, su hermana insistió en que se quedara con ella,y él se negó. Ella oró con lágrimas, y Dios la escuchó. Se desató un aguacero tan violento que nadie pudo salir afuera. A regañadientes, Benito se quedó. Asi la mujer fue más poderosa que el varón, ya que, "Dios es amor" (1Juan 4,16),y pudo más porque amó más” (Lucas 7,47).San Benito y Santa Escolástica cenando en el momento que se da el milagro que narra el Papa Gregorio Magno. Fresco en el Monasterio "Santo Speco" en Subiaco" (Italia)

sábado, 29 de octubre de 2011

En los años 80 pertenecía a ALVI dedicada a la parte Educativa y en valencia no s epudo por política "oficial" hablar en el Norte de la Ciudad

"La ausencia de información sobre el VIH es aterradora"

Ángel Mendoza Zabala presentó "Positivo", finalista del Premio Planeta

"Ser finalista del Planeta es un espaldarazo gigante", dice el joven escritor ENIO PERDOMO
DUBRASKA FALCÓN | EL UNIVERSAL
sábado 29 de octubre de 2011 12:00 AM

Ángel Mendoza Zabala (1980) afirma que su primera novela Positivo que estuvo de 'tú a usted' con Los días del arcoíris del chileno Antonio Skármeta, obra que resultó ganadora del Premio Iberoamericano de Narrativa Planeta-Casamérica 2011. La ópera prima del venezolano quedó entre las 15 obras finalistas, entre un total de 639 de 33 países que recibió la cuarta edición del galardón.

"Ser finalista es un espaldarazo gigante, porque es mi primera novela. Cuando comencé a escribir Positivo acababa de leer El baile de la victoria de Antonio Skármeta. Luego, se suspende el premio por el terremoto en Chile en 2010. Cuando lo entregan me doy cuenta que estuve compitiendo con Skármeta, que lleva años escribiendo!", afirma el también periodista.

Mendoza Zabala estaba desempleado cuando decidió escribir la historia, que lo ocuparía por tan solo tres meses: Alejando Parada está contagiado por el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH). El joven médico, de 25 años, recibe la noticia durante una entrevista de trabajo en una clínica. "Positivo", aunque suene a lugar común, es la palabra que le cambiaba la vida por completo.

"Estaba viviendo en Carúpano, ahí tuve contacto con una historia relacionada con el VIH. Era una persona relativamente cercana. Conocí la historia y comencé a investigar sobre las implicaciones del caso. Y ahí me topé con la ligereza con la que se toma el tema sexual en los adolescentes. La ausencia de información sobre el VIH es aterradora", asegura el autor del libro que se agotó durante la Feria del Libro de Baruta.

El personaje de Alejandro Parada es dibujado por el escritor como un chico conservador, introvertido, estudioso, que solamente había mantenido tres relaciones sexuales, pero sin protección. Se trata de un chico que no cumple los requisitos impuestos por la sociedad para estar contagiado de VIH.

"Es impactante decir desde el primer capítulo que el personaje tiene VIH. Pude haber jugado con la línea del tiempo, pero quería que la gente que lea Positivo se ponga en los zapatos de Alejandro. Quiero que sientan el impacto que sintió él al enterarse".

Mendoza Zabala trató de acercarse de forma distinta al tema del VIH. "Cuando me puse a buscar literatura encontré mucha científica o técnica estudiantil relacionada con el síndrome. No quise hacer un tratado científico. Mi idea era contar una historia en la que se muestran los procedimientos oncológicos del médico. Si un medico tiene VIH no puede ejercer". Bajo este panorama, Alejandro Parada comienza buscar a la responsable.