Razón del nombre del blog

Razón del nombre del blog
El por qué del título de este blog . Según Gregorio Magno, San Benito se encontraba cada año con su hermana Escolástica. Al caer la noche, volvía a su monasterio. Esta vez, su hermana insistió en que se quedara con ella,y él se negó. Ella oró con lágrimas, y Dios la escuchó. Se desató un aguacero tan violento que nadie pudo salir afuera. A regañadientes, Benito se quedó. Asi la mujer fue más poderosa que el varón, ya que, "Dios es amor" (1Juan 4,16),y pudo más porque amó más” (Lucas 7,47).San Benito y Santa Escolástica cenando en el momento que se da el milagro que narra el Papa Gregorio Magno. Fresco en el Monasterio "Santo Speco" en Subiaco" (Italia)

domingo, 9 de diciembre de 2012

El gran problema de esta "revolución" es que al creerse Dios, y poner contra el mandato bíblico toda su Fe en un hombre, la vaina se vino al suelo y no lograrán el objetivo porque implocionará porque desde sus entrañas surge su propia destrucción, como los Reyes de l Antiguo Testamento. Las burlas reiteradas a la Fe y Esperanza de una nación puestas en ese hombre...que no está llenando desde hace 14 años sus expectativas... Ese mismo pueblo que votó por el caudillo del S. XIX que está en el poder sin la astucia de un General Juan Vicente Gómez. Ese pueblo según Chávez es la voz de Dios, pues quien lo está defenestrando es Dios mismo, según su propia decisión y el mandato bíblico que no puede evadir y se hace presente.


Ingenio caraqueño para nombrar lugares perdura en el tiempo

Ciudadanos apuestan por usar nombres más descriptivos sobre los sitios

imageRotate
"Las nalgas de Rómulo" va hacia lo descriptivo
| 1 | 2 | 3 |
Contenido relacionado
VALENTINA OVALLES R. |  EL UNIVERSAL
domingo 9 de diciembre de 2012  08:26 AM
Muchos dudarían en ubicar en la capital la avenida Guzmán Blanco o la plaza Isabel La Católica, si no se les pregunta por la Cota 905 o plaza Las Castellana como mejores son conocidos. Ejemplos como esos hay muchos, de lugares que han sido "bautizados cariñosamente" por los caraqueños.

Hay quienes dicen que la falta de una nomenclatura oficial y señalización apropiada ha impulsado la creación de estos apodos, otros creen que es más bien una necesidad de pertenencia.

"En Venezuela se ha exagerado mucho con el tema de la Independencia y sus personajes. Ahora la materia ya está exhausta, hay suficientes lugares nombrados Bolívar o Miranda", precisó Hannia Gómez, directora de la Fundación Memoria Urbana. "Cuando abusan de este tipo de nombres pierden su verdadero significado".

Quizás por eso los ciudadanos optan por nombrar a lugares de una manera más fácil y amena para recordar, que en su mayoría está asociada con algún evento o característica propio. "El caraqueño va mucho hacia lo descriptivo, y a veces es hasta poético", opina Gómez.

Son pocos quienes nombran a la Cota Mil como avenida Boyacá, pues perduró el termino topográfico que le dieron por su ubicación: está en la cota mil de la ciudad, aproximadamente a mil metros sobre el mar. Lo mismo sucede con la vía nombrada Cota 905.

La gente llema a la plaza de Macuto "la plaza Las Palomas", qunque tiene otro nombre. "¿Cuántos venezolanos recuerdan al poeta Andrés Mata? Muy pocos", responde el arquitecto Marco Negrón, en referencia al sitio que se hizo popular por sus palomares y dejó atrás el nombre en honor a quien fue creado, el también fundador del diario El Universal. 

Y si de sentido de pertenencia se trata, el humor caraqueño no ha quedado atrás. Como "Las nalgas de Rómulo" bautizaron al puente, con estructura semicircular, ubicado en Bello Monte y levantado bajo el mandato de Betancourt.

"A quién sea que se la haya ocurrido la pegó", cuenta Marco Negrón.

Lo cierto es que con el tiempo estos nombres se han consolidado en una suerte de código entre los caraqueños, en el que además ha quedado demostrado que los cambios no son tan bien aceptados.

El parque del Este siempre será llamado así; tampoco es fácil ni gusta nombrar al teleférico de Caracas por su nuevo nombre oficial: el Sistema Waraira Repano.