Razón del nombre del blog

Razón del nombre del blog
El por qué del título de este blog . Según Gregorio Magno, San Benito se encontraba cada año con su hermana Escolástica. Al caer la noche, volvía a su monasterio. Esta vez, su hermana insistió en que se quedara con ella,y él se negó. Ella oró con lágrimas, y Dios la escuchó. Se desató un aguacero tan violento que nadie pudo salir afuera. A regañadientes, Benito se quedó. Asi la mujer fue más poderosa que el varón, ya que, "Dios es amor" (1Juan 4,16),y pudo más porque amó más” (Lucas 7,47).San Benito y Santa Escolástica cenando en el momento que se da el milagro que narra el Papa Gregorio Magno. Fresco en el Monasterio "Santo Speco" en Subiaco" (Italia)

lunes, 29 de agosto de 2011

Saber expresarse es un tema infinito que debe ser objeto de continuo mejoramiento

La clave es tratar
FÉLIX R. CHACÓN | EL UNIVERSAL
lunes 29 de agosto de 2011 05:50 PM

Saber expresarse es un tema infinito que debe ser objeto de continuo mejoramiento, si solo porque expresándonos mejor, podemos comunicar nuestras ideas con mayor claridad y efectividad. Pero además porque expresándonos mejor, lo cual es la finalidad última del lenguaje, edificamos.

Las personas hoy día hablamos muy mal en términos generales, y usualmente escribimos peor porque ejercitamos la escritura mucho menos que el habla.

En lo personal no puedo decir que hablo ni escribo muy bien, pero 24 años tratando clientes y escribiendo a diario cartas, correos y otras comunicaciones con propósito de negocios, me han servido de mucho ejercicio.

Ahora que me dio por escribir mis ideas públicamente, aquella experiencia me ha servido para expresarme, no necesariamente mejor, sino básicamente para saber que puedo mejorar.

Para mí la clave está ahí, mejorar, pero para mejorar hay que tratar. En consecuencia ya la clave no es mejorar sino tratar.

Ese es el punto hoy día, no queremos ni tratar. Nos divorciamos rápido, cambiamos de carreras, empleos y novios (as), los chamos hacen lo que les viene en gana, etc., todo con demasiada frecuencia porque no tratamos lo suficiente.

Mi opinión es que en Venezuela hoy día hablamos muy, pero muy mal, y no mencionemos como escribimos. Obviamente cuento con un arsenal de ejemplos, pero debido al espacio solo mencionaré el novedoso verbo "adquerir", o la infame "espionando". ¿Cuándo fue que comenzamos a percibir como correcto "y Italia", por ejemplo?

Creo que en 1984 Los Ángeles Times, un reconocido diario de California, reportó que los venezolanos tenían un vocabulario no mayor a 100 palabras, cuando el daño aún no estaba hecho.

Yo no soy quien para juzgar a nadie, y menos si no hablo ni escribo tan bien. Pero es que hoy día escuchamos a comunicadores sociales, formadores de opinión, clase política, educadores, etcétera, hablar tal como hablamos hoy, que es preocupante.

Es mi opinión que si a este gobierno, como estrategia le dio por cambiar todo, hasta el lenguaje para congraciarse con un determinado sector poblacional, ya es suficientemente terrible, como para que el país entero lo copie. Si el Gobierno escogió destruir en vez de edificar, no puede ser que a los demás se nos pase a tal punto que los políticos que adversan al Presidente crean que hablando como él, se congraciarán también y obtendrán el apoyo y los votos de las masas. Pareciera que no se puede tratar de hablar más o menos correctamente sin que te miren mal, y en el caso de los políticos hay que hablar como el Presidente porque a él le funciona.

Puede que alguien te acepte, pero no por ello te respetará. Los conceptos e ideas superiores que enaltecen al ser humano y no lo envilecen, los entiende y los espera, el que más los necesita. Y deben ser comunicados con la misma altura a través de un lenguaje simple pero enriquecedor, popular pero no por ello degradante.

Acuérdese, la clave es tratar.

frcint@yahoo.com