Razón del nombre del blog

Razón del nombre del blog
El por qué del título de este blog . Según Gregorio Magno, San Benito se encontraba cada año con su hermana Escolástica. Al caer la noche, volvía a su monasterio. Esta vez, su hermana insistió en que se quedara con ella,y él se negó. Ella oró con lágrimas, y Dios la escuchó. Se desató un aguacero tan violento que nadie pudo salir afuera. A regañadientes, Benito se quedó. Asi la mujer fue más poderosa que el varón, ya que, "Dios es amor" (1Juan 4,16),y pudo más porque amó más” (Lucas 7,47).San Benito y Santa Escolástica cenando en el momento que se da el milagro que narra el Papa Gregorio Magno. Fresco en el Monasterio "Santo Speco" en Subiaco" (Italia)

sábado, 27 de agosto de 2011

ESTAMOS COMO PAIS IGUAL QUE EL BARCO "SIMON BOLIVAR"

viernes 26 de agosto de 2011

Paso a paso estrangula al sector privado

VenEconomía Opina
Una de las metas principales de Hugo Chávez ha sido la eliminación del sector productivo privado. El proceso lo ha realizado sistemáticamente por años mediante un goteo contínuo usando varias técnicas malévolas que se interrelacionan.


Destacan entre otras muchas, las tomas de propiedades privadas productivas, vía expropiación, confiscación o nacionalización según sea el capricho del Presidente.

Otros asaltos a la actividad privada, tal vez menos conocidos, pero no por ello menos destructivos incluyen:

1) Un sin fin de contribuciones parafiscales para las empresas privadas dirigidas a subvencionar a diferentes entes públicos. Entre los ejemplos más recientes se cuenta la Ley de Deporte y Educación Física, promulgada en agosto de 2011, que le pecha el 1% a las empresas grandes para financiar al sector, sin que esa contribución sea deducible de los impuestos. A pesar de que muchas empresas grandes, como Polar y las entidades financieras más importantes por años vienen financiado a motu propio el deporte en el país, ahora ese aporte no sólo es obligatorio sino que se hace bajo el control del Gobierno. Otro ejemplo, es la Ley de Ciencia, Investigación y Tecnología (LOCTI), la cual en un principio venía cumpliendo su objetivo de estimular a la empresa privada a contribuir con el fomento de innovaciones tecnológicas y científicas. Pero, que con la reforma de la Ley en diciembre de 2010, se le eliminó a la empresa privada el derecho de elegir a su criterio en concordancia con el Ejecutivo cuáles son los proyectos a los que se dirige su contribución, y se pasó esta potestad al criterio unilateral del Gobierno.

2) A esto se le agrega el asalto que se le hace a la banca privada. A este sector se le ha obligado mediante gavetas a financiar con dinero de los depositantes diversos sectores no necesariamente rentables o de bajo riesgo, como la agricultura, turismo, micro empresas y viviendas. Recientemente se les autorizó a rebajar el encaje legal en tres puntos porcentuales, y se les obligó a que ese dinero liberado se aplicara a financiar a la Gran Misión Vivienda Venezuela.

Ahora, este jueves 25 de agosto, tras amenazas de nacionalizarlos por contravenir sus designios y echarles en cara la gran cantidad de dinero que supuestamente tienen, Chávez asomó la idea de que el Gobierno podría recurrir a los bancos privados para financiar diversos proyectos del Ejecutivo, en especial escuelas y universidades públicas. Cabe acotar, que es legendario el aporte privado a la educación pública en Venezuela, uno de los más emblemáticos son las escuelas rurales del Dividendo Voluntario Para la Comunidad.
POR ESE MOTIVO ESTAMOS COMO PAIS IGUAL QUE
ESTE BARCO "SIMON BOLIVAR"

viernes 26 de agosto de 2011

Buque Simón Bolívar no atrapó ni un pez

Trabajadores advierten al presidente Chávez que lo engañaron, incluso el mismo día de la inauguración del buque pesquero
Quinto Día.
Simón Bolívar. Así fue rebautizado uno de los dos buques pesqueros que fueron adquiridos por Venezuela en marzo del 2010.



La embarcación de origen alemán fue fabricada en 1988 por la empresa Volkswerft Stralsund, es un buque destinado y equipado para la pesca de jurel en alta mar y con capacidad de 2 mil 200 toneladas de almacenamiento. El precio costo, según la cifra que se informara el 5 de diciembre de 2010, al momento del zarpe, fue de 33 millones de bolívares, por ambos.Las expectativas sobre esta embarcación eran muchas y muy positivas.


Primero porque serían beneficiadas Cuba y Venezuela con la pesca de jurel de forma autónoma y porque además se le asignaba el tutelaje del barco a la empresa mixta socialista Pesquera Industrial de la Alianza Bolivariana (Pescalba). Aquel 5 de diciembre de 2010 el presidente Chávez, junto al embajador cubano Rogelio Polanco, quienes eran recibidos por el Gobernador del estado Vargas, Jorge Luís García Carneiro, el presidente de Pescalba, Gilberto Giménez y el ministro para la Agricultura y Tierras Juan Carlos Loyo, daban un recorrido por las instalaciones.


“Vamos a pescar y a pescar, pero no por el capitalismo, que es la misma locura. Nos estamos equipando de barcos, de muelles, frigoríficos para la distribución del pescado”, señalaba el Primer Mandatario. “Tremendo barco, y además está equipado con todo lo necesario para la pesca en alta mar. Al Pacífico nos vamos a pescar con esto, y al Atlántico también: podemos pescar en las costas de África”, exclamó en aquella oportunidad.


El deseo que le transmitió el presidente Chávez en aquel momento era que regresaran sin novedad “cargados de éxitos, vayan a la pesca y regresen sin novedad, traigan mucho alimento para el pueblo cubano y el pueblo venezolano, ¡que viva Pescalba!”, un deseo muy positivo del Presidente, pero nada más alejado de lo que en realidad ocurrió.


20 se bajaron En la bitácora realizada por los marineros venezolanos y a la que tuvo acceso Quinto Día, se observa como los 51 profesionales daban cuenta de las fallas de higiene, seguridad y de funcionamiento que presentaba la embarcación.


Desde su primer recorrido Cumaná-La Guaira, las fallas se evidenciaban, según el escrito. Hicieron entrega del material al capitán del barco, pero ya finalizaba enero y aún no tenía respuesta. No tenía suficiente agua para el aseo personal ni alimentos, ni podían pescar porque la maquinaria no funcionaba.


“Una de las máquinas no servía y para desarrollar la pesca se necesitan las dos máquinas operativas, de las tres bombas anti-incendio sólo una funcionaba, las balsas salvavidas estaban vencidas y los botes dañados”, cuenta Andrés Vargas, tripulante venezolano. “El Presidente (Chávez) preguntó el día del zarpe cómo estaba el barco, si tenia Internet, y le dijeron que sí, y que se estaba dando a bordo la Misión Ribas, pero el barco sólo estaba medio arreglado con pintura, era un disfraz”, dice uno de los trabajadores despedido. “el Comandante preguntó si la comida para los tres meses de pesca estaba completa y le dijeron que sí, y no fue así, la comida se acabo a finales de enero”, añade.

Según dicen estos “marineros socialistas”, el 23 de enero llegó el presidente de Pescalba de aquel momento, Gilberto Giménez, a Panamá y preguntó quien se quería ir y levantaron la mano 20, que desembarcaron el 27, el resto se quedó, según, por temor a ser despedidos. Pero Vargas señala que la solicitud de desenrrolo por no haber las condiciones óptimas en la embarcación no es sinónimo de renuncia. Ellos estaban dispuestos a trabajar en la condiciones que les habían ofrecido en un inicio.

Habían agotado las instancias y por escrito había dejado sus inquietudes, y al no tener respuestas, decidieron bajar.

Son: Hernán Martínez, Nicolás Barreto, Luis Borjas, Joise Malavé, Miguel Gutiérrez, Alberto Colores, Oscar Serrano, Juan Surga, Rafael Roque (fallecido), Levinstong Bermúdez, Angel Bracho, Renny Bracho, Juan Mata, Frank Fernández, Gilberto Salazar, José Luis Alfonzo, Edgar Salmerón, Jhonny García y Andrés Vargas. Otros dos compañeros de éstos: Carlos Aponte y Edwis Pino desembarcaron por problemas de salud y, según dicen, la empresa (Pescalba) también les ha dado la espalda. Los despidieron en enero, pero no les han pagado todo lo adeudado.


El barco, según información dada a Quinto Día está fondeado en Manta, Ecuador, en compañía de su gemelo José Martí, ninguno pudo lograr el cometido de traer pescado para el pueblo.


Bitácora del Simón Bolívar.


1 diciembre. Salimos a navegar en la travesía Cumaná-La Guaira, se presentaron varias averías en cuanto a las máquinas y otros sistemas del buque ocasionando un retardo a su destino de 10 horas.

5 diciembre. Tuvimos la visita del ciudadano Presidente de la República, haciéndole saber que el buque se encontraba 100% operativo.

6 diciembre. Zarpamos hacia la zona de pesca, en la travesía, el buque volvió a presentar una avería en la parte de máquina, que fue la fuga de combustible para una de las tuberías que surte la máquina principal, ocasionando la parada de emergencia de la maquinaria principal N°1, la maquinaria N°2 se encuentra inoperativa por falta de repuestos.

11 de diciembre. Arribamos hacia la bahía de Colón en Panamá, a la espera de los permisos y revisión para que se autorizara el cruce del canal de Panamá, donde estos fueron rechazados por la serie de problemas.
12 de diciembre. Dejamos de percibir el servicio de agua para consumo diario.

El personal debió hacer el aseo con agua de lluvia por cuatro días.

17 diciembre. Se empezó a interrumpir el servicio de agua para el consumo.

Hay molestia por entrega de comida en descomposición, presencia de moscas y cucarachas. En cuanto los problemas en el departamento de máquinas tenemos: falta de iluminación en la parte de máquinas, pasillos, bodegas de almacenamiento.

Falla en el sistema de automatismo de ambas máquinas, este sistema controla toda la parte de automatización de las alarmas de los equipos. La estanqueidad del buque se encuentra inoperativa ya que las válvulas de las tomas de fondos se encuentran dañadas y no permiten que se cierren ni se abran par ala seguridad del buque. El buque sólo cuenta con una máquina principal y para desarrollar la pesca se necesitan ambas máquinas.* La bitácora fue recibida por el capitán de la embarcación el 27/12/10. Los marineros decían en el párrafo final de su escrito: “ una vez planteada la problemática que se observó dentro del buque, tomando en cuenta que desde su estadía en el muelle la directiva de la empresa Pescalba planteaba que el buque Simón Bolívar se encontraba al 100% operativo, lo que nos dimos cuenta que es un total engaño, tanto a la tripulación como al presidente de la República Hugo Chávez que tanto esfuerzo ha hecho por los marinos de la pesca de arrastre (…) le entregamos este documento esperando su más pronta y productiva respuesta(…) Patria Socialismo o Muerte venceremos”.

(Ese documento lo firmaron los 51 marinos venezolanos).